Pelikan Tradition M150 con plumín F – Evaluación completa con fotografías y muestras de escritura

Introducción y primeras impresiones:

Al tomar la Pelikan Tradition M150 por primera vez, se siente pequeña y liviana a más no poder, al tiempo que sólidamente construida y elegante. Viene en la caja típica de Pelikan, capaz de albergar cómodamente tres instrumentos de escritura a la vez. También le acompaña una guía de uso/garantía.

1.-) Apariencia y diseño (7 de 10):

Pelikan ofreció su primera pluma fuente en 1929. Ese modelo – conocido a partir de 1931 como “Pelikan 100” – introdujo el primer alimentador de émbolo/pistón telescópico disponible comercialmente. La Pelikan Tradition M150 moderna está basada en su predecesora Pelikan 100. Fuera de algunas modificaciones estéticas menores, el diseño de la Pelikan M150 ha sido exitoso durante 81 años.

El capuchón es de plástico negro brillante. Tiene un solo anillo en el extremo de la boca, cubriendo completamente la parte exterior del labio. El clip tiene un hermoso diseño con forma de pico de pelícano, que incluye hasta los dos ojos del ave. Está fabricado en acero de acabado dorado brillante. En el extremo del capuchón se observa una “joya” plástica con el logo del fabricante pintado.

Tanto el cañón de la pluma como el asa del alimentador de émbolo son del mismo plástico negro brillante del capuchón. Al final del cañón se encuentra una ventana traslúcida verde que permite observar el nivel remanente de tinta. Le sigue la rosca que asegura el capuchón, y una zona de agarre relativamente corta.

Aun cuando la ventana del visor de nivel de tinta es de un tono verde más bien oscuro, es muy fácil apreciar la cantidad de tinta en el depósito.

2.-) Construcción y calidad (7 de 10):

Me sorprende que una pluma fuente tan liviana y pequeña se sienta tan sólida en la mano. Se pueden ver 2 marcas de moldes a lo largo de la rosca y el agarre de la sección, pero se pueden obviar dado el precio de esta pluma. El capuchón es muy liviano, pero parece duradero.

No se observan rebabas ni otras marcas de fabricación. La rosca de la sección se acopla de forma precisa al capuchón.

3.-) Peso y dimensiones (7 de 10):

Las dimensiones y peso de la pluma son las siguientes:

  • Tapada: 120 mm.
  • Destapada: 117 mm.
  • Posteada: 146 mm.
  • Diámetro: 11,0 mm.
  • Peso vacía: 12 gr.

El capuchón se postea firmemente al final del cañón. Una vez posteada, la pluma se siente muy bien balanceada y del largo necesario. El grosor en el punto de agarre es un poco delgado para mi gusto, pero no es particularmente incómodo.

La pluma posteada tiene el peso necesario para escribir cómodamente, pero sin ser fatigosa en largas jornadas de escritura.

Siento que la pluma es muy corta para ser usada sin postear, al menos en mi caso particular.

4.-) Plumín y desempeño (7 de 10):

El fabricante ofrece este modelo con plumines F (fino), M (medio) y B (broad/ancho). Escogí mi pluma con un plumín F (fino), debido a que era el único tamaño disponible al momento de la compra. Todos estos tamaños de plumín son fabricados en acero y recubiertos con un color dorado. En mi plumín particular, ese recubrimiento dorado ya ha comenzado a pelarse dejando ver el plateado acero subyacente, aún cuando he usado la pluma solo por un par de semanas.

El conjunto Plumín/Collar/Alimentador puede desenroscarse fácilmente de la sección e intercambiarse por otro. Pelikan vende estos conjuntos separadamente, de forma que se pueden tener tres puntos diferentes (F, M y B) en una misma pluma.

El plumín F de mi Pelikan M150 es aceptablemente suave y un poco seco, sin que dicha sequedad cause interrupciones de flujo de tinta. He pensado incrementar un poco el flujo, pero los lados del plumín son minúsculos y difíciles de asir, por lo que no me he animado hasta ahora.

No tengo mucha experiencia con el grosor de plumines F, ya que favorezco los de punto M y mayores. En líneas generales aprecio la línea trazada marginalmente más fina que mis plumines M. El plumín es bastante firme e inelástico, con trazos verticales y horizontales de idéntico grosor. Un plumín aburrido que funciona aceptablemente, resumiría.

5.-) Alimentación y mantenimiento (10 de 10):

La pluma se alimenta con el mecanismo de émbolo/pistón telescópico que Pelikan ha empleado desde 1929. El émbolo se desliza suavemente y obtiene una carga completa en el primer intento. El cañón almacena unos respetables 1,1 ml de tinta.

El mecanismo de émbolo/pistón también facilita la limpieza de la pluma. Basta con cargar y luego expulsar agua limpia unas 10 o 12 veces para eliminar cualquier residuo de tinta del depósito. Otra ventaja a la hora de dar mantenimiento a la pluma consiste en la posibilidad de desenroscar el conjunto Plumín/Collar/Alimentador para acceder al reservorio de tinta.

6.-) Costo y valor (10 de 10):

Compré la pluma en www.pengallery.com por 49,00 dólares americanos más envío. Es una excelente pluma con un diseño clásico y hermoso, acompañado del mejor sistema de alimentación. Además almacena una gran cantidad de tinta para su tamaño.

Conclusión y puntaje final (48 de 60 u 80 %):

Es una pluma cuyo tamaño reducido nos permite llevarla a todas partes, sin renunciar a un sistema de alimentación integrado que almacene una generosa cantidad de tinta. Puede ser difícil usarla como única pluma debido a que su delgado agarre será fatigoso durante sesiones de escritura particularmente largas.

Esta pluma es una joya moderna producto de 81 años de experiencia, calidad y tradición. Su clásico diseño, robusto sistema de alimentación, gran capacidad de tinta para su tamaño y plumines intercambiables la hacen una de las mejores plumas disponibles por menos de 50 dólares americanos.

Maracaibo, 15 de agosto de 2011.

 


8 pensamientos en “Pelikan Tradition M150 con plumín F – Evaluación completa con fotografías y muestras de escritura

  1. Muy buena reseña de una clásica, tengo unas pocas Pelikan todas de la gama más sencilla, sin que esto signifique que ofrecen menos prestaciones que sus hermanas mayores, en mi caso una 120, una 205, y ahora una 150 de los años 90’s con plumines de acero, hacen que mi confianza en la marca aumente, pues se trata de instrumentos con un sistema de carga aceptable y plumínes que no te dejan tirado; un saludo y nuevamente agradezco tu atención al compartir tus sensaciones con esa pluma que nos presentas

    • Gracias Jorge,

      ¡Son unas pequeñas maravillas estas aves! Es increíble lo consistente de la calidad de Pelikan en todas sus gamas y durante toda su historia. Maravillosas plumas fuente tanto las de edición limitada como las destinadas a los niños que están aprendiendo a escribir. Mientras más las conozco, más me gustan.

      Saludos,

      Carlos Javier.

  2. Hola que tal estimado Carlos.

    Gustoso despues de tanto tiempo en leer una reseña de una hermosa pieza de escritura; pero el favor que me atrevo a pedir es que me recomiendes algunos autores de poesia que cada vez que leo una reseña, son de gran inspiración y alivio.

    Saludos, desde Chiapas, México
    Guillermo Vidal Mendoza

    • Hola Guillermo,

      La mejor forma de comenzar a leer poesía es a través de una antología, que recopila poemas de distintos autores siguiendo algunos criterios específicos establecidos por el antólogo. Hay antologías dedicadas al amor, a una región geográfica (poemas latinoamericanos, ibéricos, japoneses), a un período determinado (siglo de oro, modernismo) o unidad cultural (poesía española e hispanoamericana). También hay antologías universales que incluyen poemas de autores de todo el mundo traducidos a la lengua de la obra que los compila. Te recomiendo evitar las antologías universales al principio, pues muchas traducciones de poemas de un idioma a otro terminan destruyendo bien la rima, o bien el significado del poema original. Si lees poesía en castellano habrás preservado toda la intención y musicalidad del poeta, y podrás determinar con certeza que autores prefieres.

      Después de leer una antología y haber escogido a tus poetas favoritos, ya tienes la seguridad de que la obra de un autor particular será de tu interés. Entonces podrás ir a una librería con una lista reducida de poetas y escoger lo que gustes.

      Saludos,

      Carlos Javier.

    • Es difícil creerlo, pero esta plumita de 50 dólares tiene todos los elementos de las grandes plumas fuente de la historia. Y si supieras que, a pesar de su tamaño y peso menor al de mis M215, esta M150 recibe más uso que aquellas.

  3. Hola Javier, muchas gracias por tu reseña. Hace no más de 15 días adquirí esta fuente con plumín M. Es mi primera estilográfica. Creo que fue una decisión muy buena porque es una pluma barata, de calidad y, ahora que te leo, sé que tiene un valor histórico importante. Tomé la decisión de usar fuente por razones ecológicas y estéticas. Ecológicas porque en un momento me pregunté ¿cuántas bic he perdido, tirado, cuántas bic he acabado?). Al final la pluma se paga por sí misma con relación a las cientos de plumas desechables que comprarías.
    Y en cuanto a la cuestión estética porque creo que una fuente se distingue y distingue a quien la usa.

    • Es una magnífica pluma esta 150. Además de las consideraciones ecológicas, económicas y estéticas, hay que añadir el placer y la ausencia de fatiga cuando escribimos con ellas.

Los comentarios están cerrados.